menu
Search for:
Panal
Abeja Abeja Abeja Abeja
Galería
Videos
Artículos
Whatsapp
Mail
Chat

Estabilización de pisos o caminos de grava o tezontle con malla, groundcover: geotextil, piedra caliza, geosintético, tezontle, grava, caminos, pequeños, estacionamientos, calles pequeñas, etc

Estabilización de pisos o caminos de grava, arena, piedra calizza o tezontle con malla

En la construcción de pisos o caminos – por ejemplo carreteras de obras o carreteras económicas sin pavimentar (por ejemplo camino de campo, etc.), la malla geotextil se utiliza para estabilizar el terreno. Formando una compacta capa de material, se distribuye la carga y, por lo tanto, se reducen las tensiones que se crean en el subsuelo.

Todo esto es de importancia primordial cuando el suelo está hecho de materiales como la grava, el tezontle, las piedras, ya que si no se logra compactar adecuadamente, el suelo debajo está sujeto a deformación notable. Esto provoca la formación de surcos muy profundos y, a la larga, el camino resulta impracticable.

Si se aplica un producto geosintético entre el suelo de base y la capa de relleno, se obtienen los siguientes beneficios:

– la reducción del grosor de la capa de recubrimiento y, por lo tanto, de los tiempos de estabilización;

– una vida útil más larga del camino;

– una disminución en los costos de construcción.

Un sistema de construcción económico

La malla para reforzar suelos blandos con baja capacidad de carga, puede reducir los costes para la excavación, eliminar los sistemas de consolidación clásicos y los largos tiempos necesarios a la estabilización.

Groundcover para refuerzo de taludes

La defensa efectiva contra la erosión en taludes siempre ha sido un problema de difícil solución. Esto se debe al hecho de que se debe crear una capa protectora robusta para absorber la energía capaz de evitar la erosión del suelo.

La capa interna tiene una función particularmente delicada, ya que debe ser lo suficientemente permeable y, al mismo tiempo, suficientemente “compacta”, para evitar la migración de

partículas finas del suelo. 

Nuestros productos geosintéticos para la estabilización de pisos son mallas indeformables que tienen la función de hacer que cualquier material – por ejemplo la grava o el tezontle – no sufra hundimiento.

Ya sea en caminos, estacionamiento o calles peatonales pequeñas, o carreteras la malla de estabilización aumenta la resistencia a la tracción. 

Se aplica en superficies verticales y horizontales permitiendo el drenaje pero manteniendo compacto el material. 

Está listo para su uso sin necesidad de montaje, además se corta a la medida deseada. 

Refuerzo del terreno mediante compactación de la malla con la arena 

La superficie se estabiliza y se refuerza mediante el relleno y la compactación del material, manual o con máquinas. Previamente se habrá fijado la malla con clavos a forma de U. 

Una vez que las geomallas se rellenen con arena o gravilla se extiende una capa por encima para que todo quede bien cubierto. 

Las mallas se juntan entre sí engrapándolas. 

Cuando es necesaria la estabilización de pisos 

Se debe recurrir a la estabilización de suelos cuando en los caminos los materiales no están compactados y pueden sufrir erosión sobretodo después de lluvia intensa. 

La mayoría de las veces dependiendo de la composición del suelo no es suficiente reponer el material y nivelarlo. De esta forma los caminos pronto se vuelven fangosos e inestables. 

Las mallas para estabilización de gravas están fabricadas en polipropileno de alta densidad, tratado para resistir a los rayos del sol, y están diseñadas para resistir al paso de peatones y vehículos. 

Aplicaciones: estacionamientos, caminos de uso privado y público, parques, campos de golf, cocheras.

La colocación de una malla geosintética de alta resistencia a la tracción entre capas de suelo compactado permite obtener un sistema compuesto geotextil-suelo. La malla para estabilización actúa como un elemento de refuerzo gracias a sus propiedades de alta fricción y su capacidad de absorción de las tensiones.

Nuestros productos son especialmente adecuados para estabilización de caminos de tierra, de arena, tezontle, piedra caliza, etc.  

Fácil instalación

Gracias a su geometría, las geomallas se unen en manera fácil y rápida, sólamente se coloca la malla sobre el terreno procurando llenar las celdas de material. Así las piezas no se mueven y se anclan al suelo. Ideales para pavimentar caminos pequeños.  

Control de la erosión y Óptimo drenaje

Los geotextiles se utilizan para retención de materiales (tierra, partículas, tezontle, grava) en taludes gracias a su exclusivo sistema de confinamiento celular. Al mismo tiempo favorecen el drenaje del agua. 

Para prevenir la erosión de taludes con pendientes en carreteras, vías del tren, bordes de ríos y lagos, estanques, canales 

Forman una capa de soporte del subsuelo que garantiza una construcción uniforme y duradera y permite una mayor capacidad de carga. Permeable al agua pero no a los químicos y a los elementos biológicos. 

La malla para estabilización es un producto robusto, resistente, durable.

Ahorre en costos de materia prima y mejore el rendimiento del trabajo en comparación con las soluciones técnicas de construcción tradicionales.

La eficacia de muchas obras a lo largo del tiempo también se basa en el control de la cantidad de agua presente en el suelo.

Donde haya un flujo de agua en el suelo, se deben tomar medidas porque las partículas finas no

se eliminan y dañan las obras construidas.

Si la filtración de agua no se controla, habrá un flujo continuo en el drenaje, lo que provoca una obstrucción del mismo.

La adquisición de materiales granulares de diferentes tamaños, para construir filtros tradicionales es generalmente muy costoso.

Se puede obtener una solución más económica envolviendo el drenaje con un producto geosintético.

De esta forma se puede utilizar una grava no muy cara, ya que el único requisito al que tenga una permeabilidad suficientemente alta y que es capaz de drenar el agua del suelo.

Los geotextiles se utilizan para realizar tres funciones fundamentales: refuerzo, filtración y separación

Un geotextil de refuerzo debe ser capaz de desarrollar las tensiones requeridas con bajas deformaciones. 

En este caso, el comportamiento mecánico a corto y largo plazo del geotextil depende directamente del polímero y de su proceso de fabricación.

Los geotextiles también se usan como elementos filtrantes, como una alternativa a los filtros naturales hechos de material granular.

Desde el punto de vista hidráulico, existen dos parámetros decisivos para la elección de un geotextil de filtración: la permeabilidad y el diámetro de filtración. Otra característica importante es que el grosor del geotextil debe ser limitado, para reducir la tendencia a obstruir el filtro. 

Por último los geosintéticos son excelentes elementos de separación entre suelos, una propiedad particularmente importante en aplicaciones de carreteras y ferrocarriles.